Entretelones económico-financieros del Alzheimer. Nuevo informe anual de la ADI

La ADI publicó el martes pasado su informe anual.

La ADI publicó el martes pasado su informe anual.

Este año, la Alzheimer’s Disease International montó un sitio aparte para presentar su nuevo informe anual, Impacto global de la demencia: un análisis sobre frecuencia, incidencia, costos y tendencias. Tal como adelanta el título del documento de casi noventa páginas, sus autores calcularon el dinero que demanda el cuidado de estos enfermos y cómo repercute la enfermedad según la riqueza o pobreza de los países.

La ADI ofrece la edición completa y una síntesis de su reporte 2015. Ambas versiones se encuentran disponibles solamente en inglés.

Así arranca el prefacio que lleva la firma del presidente de la institución británica, Glenn Rees, y el gerente general de la empresa de servicios médicos Bupa, Stuart Fletcher:

“Actualmente más de 46 millones de personas viven con demencia en el mundo. Se estima que esta cifra superior a la población de España ascenderá a 131.5 millones en 2050.

La demencia también provoca un gran impacto económico. Se calcula que el costo mundial de la enfermedad ronda los 818 mil millones de dólares en la actualidad, y alcanzará el millón de millones de dólares en 2018.

Si los cuidados en torno a la demencia conformaran un país, éste ocuparía el puesto 18 en el ranking de naciones con las economías más grandes. Y si conformaran una empresa, su valor accionario superaría al de Apple (742 mil millones de dólares), Google (368 mil millones) y Exxon (357 mil millones).

Aunque en algunos lugares del mundo el grado de conscientización es mayor, en otros el diagnóstico de demencia sigue provocando estigmatización y aislamiento. Hoy se estima que en los países de ingresos medios y bajos, el 94% de los enfermos es cuidado en alguna casa. En estas regiones, los servicios de salud suelen ser limitados o no ofrecen contención ni a estos pacientes ni a sus familias”.

Al prefacio le sigue esta infografía que ilustra algunas de las cifras expuestas. Todo apunta a advertir sobre el crecimiento exponencial de la enfermedad y de los gastos asociados.

Los autores del informe calcularon que en el mundo se les diagnostica demencia a casi diez millones de personas por año; es decir que un caso nuevo surge cada 3.2 segundos. Esta frecuencia ascendió un 30 por ciento en relación con la cantidad de casos anuales atribuidos a 2010 en el informe que la Organización Mundial de la Salud publicó en 2013, Demencia: una prioridad de salud pública.

Los casos nuevos de demencia se distribuyen de la siguiente manera en el mundo: 4.9 millones en Asia (la cifra representa un 49 por ciento del total), 2.5 millones en Europa (25%), 1.7 millones en el continente americano (18%) y 0.8 millones en África (8%). En comparación con los cálculos que la ADI hizo en 2012, estos valores representan un aumento proporcional de casos nuevos en Asia, América y África. En cambio, la proporción parece estar disminuyendo -eso sí, lentamente- en Europa.

Otro dato elocuente: el 58 por ciento de los enfermos de Alzheimer vive en países cuyos ingresos son bajos o medios según la clasificación del Banco Mundial. Se supone que esta proporción aumentará al 63 por ciento en 2030 y al 68 por ciento en 2050.

Clic en la imagen para ampliarla.

Clic en la imagen para ampliarla.

Los autores del informe también señalan que la incidencia de demencia aumenta notablemente con la edad. Por ejemplo, se enferman 3.9 personas de cada mil cuya edad oscila entre los 60 y 64 años, mientras se enferman 104.8 personas de cada mil cuya edad supera los 90 años.

La incidencia de Alzheimer en personas de 60 años de edad o más es del 4.6 por ciento en Europa Central, y del 8.7 por ciento en África del Norte y Medio Oriente. La comparación entre estos cálculos y aquéllos realizados en 2009 sugiere que la frecuencia está aumentando en África y en Asia Oriental.

La Argentina aparece mencionada cuatro veces en el informe:

1) Como uno de los diez países que entre 2009 y 2015 ascendieron de la categoría ‘Países de ingresos medio-altos’ a la categoría ‘Países de ingresos altos’ (tabla 1.1 de la página 7). Si es correcta la proyección sobre un mayor avance del Alzheimer en las naciones pobres, entonces la nuestra estaría tomando distancia de esa amenaza.

2) Como integrante del G20.
– En la tabla 2.9 de la página 23, la ADI calcula que la cantidad de enfermos de demencia en las 45 naciones que conforman este grupo representa el 80 por ciento de la cantidad total. Esta proporción descenderá al 79 por ciento en 2030 y al 75 por ciento en 2050.
– En la tabla 6.5 de la página 60, la ADI calcula los costos asociados al cuidado de la demencia en 2015. El grupo al cual pertenecemos lleva gastados 754.2 mil millones de dólares, el 92.2 por ciento del gasto total (817.9 mil millones).

3) En la 12ª referencia que figura en la página 67. Se trata del paper de Ricardo Allegri, Raúl Arizaga y Fernando Taragano entre otros autores, Impacto económico de la demencia en países en vía de desarrollo: una evaluación de los costos de la demencia de tipo Alzheimer en Argentina, que data de 2007. Este documento es referido en la página 57 como el único por el estilo en Latinoamérica (la ADI ya lo había mencionado en su informe de 2010).

4) En la tabla A1 de la página 81.
Argentina es uno de los países del cono sur del continente americano con al menos un estudio sobre demencia, que podría servir de base para avanzar en un meta-análisis de la enfermedad (se entiende por meta-análisis el análisis comparativo de estudios existentes).

La ADI publicó la edición 2015 de su Informe Mundial sobre Alzheimer el martes pasado, justo una semana antes del inicio del Mes Mundial del Alzheimer. Éste es el cuarto año en que la campaña mundial de difusión dejó de circunscribirse a un solo día -el 21- para extenderse a todo septiembre.

Recuérdame o Recordame es el lema que la ONG británica eligió para 2015 (en 2014 fue Demencia: ¿podemos reducir el riesgo?). La consigna apunta no sólo a saber reconocer los síntomas de Alzheimer, sino a no olvidar a los seres queridos que viven con demencia y a aquéllos que ya fallecieron. “El impacto de las campañas de septiembre crece -advierten los voceros de la institución- pero la estigmatización y desinformación que rodean a la enfermedad siguen constituyendo un problema global”.

——————————————————————————————————
Posts relacionados
 Observaciones sobre el Informe ADI 2014
 Resumen del Informe ADI 2013
 Resumen del Informe ADI 2012
 Resumen del Informe ADI 2011
 Resumen del Informe ADI 2010
 Mes Mundial del Alzheimer
 Mes/Día Mundial del Alzheimer. Nueva consigna ¿bomba?
 Alzheimer en U$A
 El Alzheimer en pesos argentinos. Un intento de aproximación
 Algunos datos sobre Alzheimer en USA y su posible traspolación a nuestra realidad
 Entrevista a Raúl Arizaga, neurólogo especialista en Alzheimer

3 pensamientos en “Entretelones económico-financieros del Alzheimer. Nuevo informe anual de la ADI

  1. Hola!
    La conclusión que saco de este informe, son varias, no solamente la económica, dejan al desnudo las muchas y variadas carencias que existen. Los que tenemos o tuvimos un enfermo con ALZHEIMER lo sabemos perfectamente,porque lo hemos vivido.Enumero algunas:

    * El impacto económico de la enfermedad en los hogares.
    * La falta de preparación del personal que se ofrece para cuidarlos y que sin embargo cobran abultadas sumas mensuales o por día como si tuvieran una excelencia en su preparación.
    *La falta de cumplimiento de la ley de discapacidad por los gobiernos provinciales que no la implementan , a pesar que adhirieron , y /o si la cumplen es a media. En la mayoría de los casos la burocracia que existe con los expedientes,es extremadamente larga,pesada, lo que hace que se termine archivando o dejando inconcluso lo iniciado .
    * No hay personal de la salud especializado en enfermos de alzheimer,no me refiero sólo a médicos, sino a fisioterapeutas, psicólogos, neurólogos,dietistas, enfermeras,etc.Tampoco hay programas de capacitación.

    Podría seguir enumerando más,pero en definitiva lo que pienso es que en la Argentina,pareciera que sólo a nosotros los familiares nos importa.

    Comparto totalmente con lo siguiente: “El impacto de las campañas de septiembre crece -advierten los voceros de la institución- pero la estigmatización y desinformación que rodean a la enfermedad siguen constituyendo un problema global”.(Fuente: Entretelones económico-financieros del Alzheimer. Nuevo informe anual de la ADI.29 agosto 2015 de María Bertoni)

    Creo profundamente que somos nosotros,los familiares, los que tenemos que contribuir para que vaya desapareciendo esa ” desinformación y estigmatización” del alzheimer.
    Podemos hacer mucho.Intentésmolo ,aunque sea desde nuestro lugar, con las personas más cercanas, seamos agentes multiplicadores!!!

  2. Totalmente de acuerdo, Inés. La creencia profunda que señala al final de su comentario es uno de los principales motores de este blog. Gracias por el comentario. Un saludo.

  3. Al cuidador de cada persona que le detectaron Alzheimer, el PAMI o el médico de cabecera debería entregarle un manual de cómo cuidar al enfermo detallando etapa por etapa de la enfermedad, con explicaciones de cómo cambiarlos y demás. El PAMI no debería tardar tanto en entregar sillas de ruedas, colchones anti escaras y camas ortopédicas, pañales. La entrega debería ser inmediata y a domicilio contra la orden del médico. El PAMI no tiene en cuenta que el cuidador no tiene tiempo para hacer tantos trámites, son una unidad básica del PJ.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s